Cómo aliviar el dolor de cabeza es una de las principales preocupaciones de las personas que lo sufren. Aquí algunas causas y consejos, además de remedios para el dolor de cabeza. Aunque, como muchos ya sabéis, el paracetamol suele ayudarnos a aliviar el dolor de cabeza.

"No duermo bién"

haz ejercicio


Haz ejercicio de forma regular, pero procura no hacerlo al final del día.

Evita las comidas pesadas


Evita las comidas pesadas o ingerir alimentos que puedan causarte una indigestión, en especial en la cena

No consumas sustancias estimulantes


No consumas sustancias estimulantes como cafeína, nicotina o alcohol durante las últimas 3 ó 4 horas antes de acostarte

Si te molesta la luz o el ruido


Si te molesta la luz o el ruido, pon remedio: coloca unas buenas cortinas oscuras o usa antifaz. El problema de los ruidos también puede solucionarse con orejeras.

dormir lo suficiente


En general, la mejor prevención es dormir lo suficiente y respetar los horarios. Tanto si un niño como un adulto tiene tendencia al dolor de cabeza, es importante que sea regular en sus horas de sueño y comidas.

no menos importante


Y por último pero no menos importante: intentar en forma consciente aclarar los problemas y darle solución puede tener un efecto positivo en la calidad del sueño.

"Fuerzo demasiado la vista"

descanso cada 15 minutos


Recuerda hacer un pequeño descanso cada 15 minutos y desviar la mirada hacia otros puntos.

Frota tus manos


Frota tus manos para que entren en calor, especialmente si las tenemos frías, y apoya las palmas de las manos sobre los ojos. Las palmas deben estar ligeramente ahuecadas para no presionar los ojos. Es un remedio casero pero eficaz para el dolor de ojos.

Ciarrea los ojos


Cierra los ojos y toma conciencia de la presión de los párpados e incluso del globo ocular. Al principio nos parecerá que están relajados, pero si nos concentramos veremos que apretamos los párpados, que el globo ocular no descansa en su espacio, que nuestros pómulos están subidos, las cejas y la frente apretadas, etc.

El bizqueo es un ejercicio excelente


El bizqueo es un ejercicio excelente para trabajar los músculos oblicuos del ojo, y es muy eficaz para luchar contra la vista cansada: consiste sencillamente en mirar la punta de la nariz. Si al principio cuesta, se puede empezar situando un dedo enfrente, e ir acercándolo. Podemos también ir resiguiendo el tabique nasal hasta el entrecejo. Es sorprendente como podemos observar partes de nuestra cara sin la necesidad de un espejo.
No insistir más de 10-15 segundos sin descansar la vista, sobre todo las primeras veces.

Otro ejercicio básico consiste en hacer círculos con la vista


Otro ejercicio básico consiste en hacer círculos con la vista, intentando hacer un círculo lo más redondo posible, primero hacia un lado y después hacia el otro, y fijándonos en qué partes nuestros ojos querían evitar la línea curva o se saltaban algún punto. De esta manera hacemos que trabajen los diferentes músculos oculares.

Pellizcos en las cejas


Pellizcos en las cejas. Con los dedos índice y pulgar, pellizca la parte interna de la cejas (la parte que está tocando el entrecejo) y después sigue todo el recorrido de la cejas a pequeños pellizcos.

Parpadea a menudo


Parpadea a menudo y, cada diez minutos más o menos, fija la vista en un objeto lo más distante posible por espacio de cinco o diez segundos.

"No cuido mi alimentación”

Se recomienda respetar los horarios de las comidas


Se recomienda respetar los horarios de las comida, no comer de forma abundante y hacerlo 5 veces al día.

Modera el consumo de alcohol y evita el café


Modera el consumo de alcohol y evita el café negro y los edulcorantes químicos.

Es importante beber mucha agua


Es importante beber mucha agua. Especial cuidado los niños y los mayores. La deshidratación puede provocar dolor de cabeza, especialmente si ha vomitado recientemente.

No abuses del chocolate


No abuses del chocolate, quesos fermentados, fiambres o salchichas.

Evita las harinas


Evita las harinas, sobre todo las blancas refinadas, ya que son inflamatorias: algunas personas no toleran el gluten y por ello cualquier harina, blanca o integral, les produce o incrementa el dolor de cabeza.

Incluye en tu dieta carnes y pescados frescos


Incluye en tu dieta carnes y pescados frescos, huevos, sopas, verduras, frutas, leche fresca, legumbres y féculas.

Incluye en tu dieta vitaminas


Incluye en tu dieta vitaminas, minerales y suplementos omega 3, que mejoran el riego sanguíneo y reducen la inflamación.

Si puedes, come solo cereales integrales


Si puedes, come solo cereales integrales y usa miel como edulcorante.

"Tengo mucho estrés”

Inhala y siente el aire


Inhala y siente el aire a medida que se expanden los pulmones y el pecho. Inhala a la cuenta de cuatro y mantén durante dos cuentas. Luego exhala a la cuenta de cuatro.

Levántate y estírate


Levántate y estírate: visualiza el estrés y el dolor recorriendo tu espalda, piernas y hombros. Luego expúlsalo de los dedos de las manos y pies.

Da un paseo después de cada comida


Da un paseo después de cada comida o durante un descanso. 10 ó 15 minutos diarios sirven para cortar la rutina.

Música


Música: escuchar música puede ser reductor de mucha tensión.

Relativiza


Relativiza: para vivir con comodidad (tanto con los demás como con nosotros mismos), debemos evitar que las cosas nos afecten de forma desproporcionada.